Social Icons

lunes, 13 de enero de 2014

La bala de Leganés cumple 22 años



Tal día como hoy, hace 22 años nació Daniel Carvajal Ramos (Leganés, Madrid, 11 de enero de 1992). El canterano ha vuelto de su viaje 'Erasmus' en Alemania con las capacidades aptas para ser el lateral derecho titular del cuadro de Ancelotti, pues ha disputado un total de 20 partidos entre todas las competiciones, dos más que Arbeloa.
El regreso de Carvajal al Madrid ha resuelto uno de los quebraderos de cabeza en los últimos años. El único lateral natural que estaba a disposición era Arbeloa, ya que en 2011 Ramos abandonó la banda para ocupar el centro de la zaga. La solidez defensiva del salmantino no ofrecía las mismas garantías que en el aspecto ofensivo.

La bala de Leganés

Al carrilero ya se le ha visto marcarse varios autopases en campo contrario a una gran velocidad. Sin miedo, con descaro, es un jugador al que le gusta llegar hasta la línea de fondo y centrar al área rival. En la cuarta jornada ante el Villarreal, fue quien le dio el primer gol de Gareth Bale con la camiseta del Real Madrid.
Contra el Celta también asistió, esta vez a Cristiano Ronaldo, un pase raso medido que superó a cuatro oponentes hasta que lo tocara el luso. El '15' merengue dio una lección de cómo se ejecuta un centro raso, ya que algunos parece que sólo saben centrar por alto. No obstante, su máxima virtud a veces resulta ser un defecto, ya que en las contras no le da tiempo replegarse al estar casi en la posición de extremo. Por otra parte, frente al Espanyol buscará anotar su primer gol como 'vikingo', una de sus asignaturas pendientes.

Reacciona Arbeloa

Con 18 encuentros en su haber, el '17' ha jugado dos partidos menos que Carvajal. No obstante, es un dato un poco engañoso ya que en su totalidad Arbeloa ha disputado un total de 1.506 minutos, mientras que Carvajal 1.350 minutos.
Su fichaje ha provocado que el 'Espartano' se haya puesto las pilas ante la amenaza de perder la titularidad que mantuvo estos cuatro años. Ante el Galatasaray se vio a un Arbeloa inédito, subiendo por su banda sin cesar, dio una asistencia y un gol como la guinda del pastel. Y es que, como sostenía Mourinho, la competencia es la clave del éxito para un profesional.
Por Masato Sugimori.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada